DIFTERIA: HOMEOPATÍA Y CABALLOS

La difteria es una enfermedad bastante antigua. Y como les pasa a las enfermedades que suelen ser graves, está representada en la cultura popular y se han probado múltiples tratamientos. Actualmente, debido a que la vacuna es muy efectiva, casi había desaparecido de la Europa occidental. Casi, porque en España volvemos a tener casos, en parte debido a la inconsciencia, snobismo e irresponsabilidad de padres no vacunadores ecoguais. La vacuna no es una opción de los padres, es un derecho del niño. Al menos las vacunas de demostrada eficacia, como la de la difteria. Como decía el sabio, las vacunas mueren de éxito.

Difteria viene del griego y significa “cuero” y es que se forman unas falsas membranas en la boca que obstruyen al niño hasta su muerte. La bacteria crea una toxina desde la puerta de entrada que afecta además a otros órganos del cuerpo. Tiene una elevada mortalidad y es bastante contagiosa. En España, que somos como somos, siempre se ha llamado “el garrotíllo”, en alusión a la técnica de asfixia llamada “garrote vil” que era una forma de justicia hasta hace poco, en la que se iba asfixiando por compresión en el cuello.

De vueltas a los tratamientos que no demostraron eficacia, aquí os dejo un libro sobre tratamiento homeopático de la difteria

Es de 1861, y no había otra cosa, qué le vamos a hacer. Son 18 páginas, y si lo quieres leer entero está aquí.En él se usa aconita, una planta altamente tóxica para tratar el dolor (aconita significa “planta venenosa”). Lo que no sé es si era diluida.

En 1877 aún había libros sobre el tratamiento homeopático de la difteria. Un primor

También  apareció un nuevo método, aplicar frío y calor, para curar la difteria. Como las lesiones deportivas, que es difícil saber si uno se pone frío o calor, nunca acierta (mejor reflex, que ante una lesión te aconseja que sigas al mismo ritmo, hasta el desgarro profundo) (libro aquí)

Otros tratamientos usados de forma desesperada fueron la intubación y la traqueotomía, con desastrosos resultados, debido a la técnica de la época (ej anestesia?), aunque algún caso salió bien, todo hay que decirlo. La otra opción era la muerte del niño.

Aquí se ve cómo sujetan al niño y el médico intenta liberar la vía aérea con un tubo.

Como podéis observar los kits de intubación difieren mucho de los actuales. Los tubitos metálicos (negros arriba y dorados abajo) se metían en la laringe del niño, con la idea de que mejorara o bien, muriera. No había otra.

Menos mal que aparecieron los caballos y nos ayudaron. Si al final McDonal nos estaba haciendo un favor.Como se ve en el siguiente cuadro, mientras los médicos le abren la vía aérea, el que está detrás le va preparando el suero antidiftérico. Es 1904 y ya se había descubierto el remedio para curar la difteria. Era historia de la medicina, hasta que en estos días lo hemos tenido que pedir urgente a Rusia, que allí siguen teniendo difteria #saldremos.

La historia deliciosa de este cuadro de Chicotot de 1904 el blog del Dr Doña)

A finales del siglo XIX se descubrió que la bacteria de la difteria producía una toxina, la exotoxina, y que esa era la verdadera causante de la enfermedad (Roux y Yersin). Entonces inocularon la toxina de la difteria a animales (qué malos son los científicos usando animales) , a bajas dosis, y vieron que de alguna forma el suero de los animales tenía defensas contra la difteria, una “antitoxina” (anticuerpos), que si se administraba a los enfermos (humanos), los podía curar. Behring recibió el Nobel por esto. Todo muy alopático.Pero efectivo.La vacuna vendría bastante después.

Suero antidiftérico. A Darwin y Putin les gusta esto
Camino de España viene algo parecido desde Rusia.Innovación

Como necesitaban grandes cantidades de suero para tener los anticuerpos, se probaron varios animales, siendo el caballo el que mejor fue. Así, mantenían a los caballos como fuente de la toxina antidiftérica.

Aquí se ve a unos vendidos de las farmacéuticas extrayendo la sangre a un caballo para luego obtener la antitoxina diftérica. Fijaos cómo la mujer prepara el tubo para recoger la sangre.
Poniéndole la toxina antidiftérica en Nueva York. En el espejo se ve al padre apesadumbrado.

 

Si sirve de consuelo en EEUU el último caso fue en 2003 y no tienen ya granjas de caballos productoras de antitoxina.

 

En su época se calculó que en Francia se necesitaban 160 caballos para mantener a los 36000 niños franceses que enfermaban de difteria. Gaston Ramon, el veterinario encargado de mantener los caballos en París, descubre que la toxina diftérica, con el calor, pierde parte de su virulencia, se vuelve segura, pero inmuniza igual: el toxoide. Primer paso para descubrir la vacuna.
¿Dejamos de usarla?
Si quieres saber más, pincha este enlace

 

← Entrada anterior

Entrada siguiente →

12 Comentarios

  1. Muchas gracias por la amable referencia, José Mª, y enhorabuena por la magnífica entrada que, enseguida, me pongo a difundir.
    ¡Feliz verano!

  2. En 1968, viviendo, trabajando y estudiando en el Baix Llobregat, entre Hospitalet y Cornellá, me contagié de difteria. Al principio parecían anginas, pero luego, con un frotis y su posterior análisis, resultó que estaba enferma de difteria. Era muy urgente el tratamiento, y fue el suero de caballo lo que salvó mi vida. Tal vez por eso me gustan tanto los caballos. A mis padres y hermanos, ni a ninguna de las personasquese relacionaban conmigo, ni los aislaron ni les dieron ningún tratamiento. Era otra época.

  3. ISAIAS MONTES

    Estimado Jose María. Enhorabuena, me ha encantado.
    Tengo una duda, pensaba que lo de garrotillo venía efectivamente de la similitud con la técnica de ejecución con garrote, como tu apuntas, sin embargo Corynebacterium deriva del griego Korynee (garrote) por la forma ensanchada en garrote de los cocobacilos grampositivos (Mandell Enf infecciosas).
    No sé. Quizas se deba a la suma de los dos significados. No se si en otros paises se ha denominado con ese diminutivo. UN SALUDO.

  4. Hola!
    Me ha gustado mucho el post, y creo que es muy interesante conocer la historia de las diversas vacunas, gracias a la información se podrá luchar contra las posturas de la gente que por falta de conocimiento y guiada por las cospiranoicas teorías niegan la ciencia. Pero me gustaría hacer una consulta. Qué opina de que se ponga la vacuna de la hepatitis B a los recién nacidos sin discriminar si viven en entornos de riesgo o no?
    Gracias!

    • Hola Marta! Gracias ;). La hepatitis B es una enfermeadad que actualmente no tiene cura, solo podemos protegernos de ella. La infección del recién nacido a través de la madre lleva a un 90% de enfermedad crónica, y es el momento que más se asocia con la evolución posterior a cirrosis y cáncer de hígado. En España gracias al control de la embarazada, la transmisión por esta vía es muy baja,pero suele darse en la adolescencia e inicio de la vida adulta. A mí me vacunaron en la carrera de Medicina, al ser una profesión de riesgo. Hay que saber que muchísmia gente tiene la hepatitis B y ni lo sabe. Desde que se vacuna al RN,los años 90, la incidencia de hepatitis B ha caido drásticamente en niños.Quitando la fiebre, diarrea, erupciones, altralgias, etc, no se ha podido demostrar la asociación a otras cosas. Es como los dientes: como salen durante 6 años mínimo, si quieres le piuedes echar la culpa de todo a ellos. Las vacunas son los nuevos dientes. Un beso!

  5. Pues no creas: esperaba como agua de mayo tu post acerca de los avatares de la vacuna de la difteria. Apasionada de historias de la medicina que es una… y claro, me ha encantado. Así que ea, procedo a difundir por RRSS. 🙂

  6. Genial y me viene al pelo, porque lo voy a colgar como enlace en los comentarios de "La Vanguardia". De hecho ya he colgado tu entrada sobre la vacuna de la varicela. Así que en breve recibirás e-mails insultándote de los antivacunas catalanes (hay bastantes). De verdad que lo del niño de Olot me hace hervir la sangre. Lo mejor es que los padres ahora han aceptado un pack de vacunas de urgencia para sus otros hijos (y para ellos, claro)

Deja un comentario ¡gracias!

A %d blogueros les gusta esto: