NIÑOS MOMIA EN LA PEDIATRÍA ACTUAL

 

Todos sabemos que a las momias las envolvían en tela, y que se han encontrado momias de todas las edades, incluidas momias de niños. Pero quizás es menos conocido que existe otra versión en la que el niño envuelto está vivo, esa pequeña diferencia. Y está en el día a día de muchos pediatras y de la Pediatría (como ciencia), sin saberlo, mucho más de lo que ellos creen… La solución al final.

En ocasiones hay niños tan abrigados que no pueden ni moverse, pero en otras épocas esto se hacia a propósito, eran los llamados “niños fajados”.

No está muy claro cuándo empezó a fajarse a los niños, pero parece que en Roma y en la Alta Edad Media (la más lejana), ya se hacía.

Representación griega

 

Niño fajado a lo Twister

Al nacer el bebé se envolvía en un fajero,que  incluía brazos y piernas, con el objetivo de que el niño creciera recto y proporcionado. Vamos, lo que pasa ahora con determinadas sillitas que dicen que les deforman la espalda (intraútero están más doblados aún).También parece que así se evitaba que se tocaran los genitales, eso que los niños hacen muy frecuentemente y que a los adultos les da repelús y tienden a ocultar como sea. Esta forma de manejar a los niños estaba muy bien, especialmente para que no se arañasen la cara, no tuvieran hernias umbilicales y quizás para que no respiraran mucho.

 

Aquí se ve cómo fajan a un niño. Yo diría que la estancia pronto va a arder, de paso

El uso de estas fajas, con los dudosos beneficios que se les asociaba, es probable que se relacionara de verdad con un menor manejo del niño, con menos cambios de la orina y las heces, lo que llevaría a problemas infecciosos,dermatológicos, onfalitis y cosas que no quiero ni pensar.Eso sí que sería una dermatitis del pañal, y no las nimiedades de ahora. Si había que envolverlo cada vez de forma tan laboriosa, lo más probable es que se hiciera menos de lo recomendado. Al parecer aquellos que sobrevivían a los 2 meses de vida, eran liberados de los brazos, pero el tronco y las piernas permanecían inmovilizados hasta los 9 meses o el año.

Este tiene los brazos liberados, y es capaz de permanecer de rodillas, parce una gamba (ojo, no un león come gambas)

Esto conseguía que en vez de un niñó tuvieras una momia, que podías colocar donde quisieras, que moverse no se iba a mover, eso seguro.

La Adoración de los Magos, de Velázquez

En el siglo XVIII muchos médicos empezaron a clamar contra el uso de estas fajas, pero dependiendo de la zona del mundo, esta costumbre tardó más o menos en desaparecer. Es más, yo creo que no ha desaparecido del todo.

Las referencias escritas a cómo y durante cuánto tiempo se fajaba a los niños son escasas, y lo que más abusan son las representaciones pictóricas de niños fajados. Algunos autores creen que el fajado no era por el tema de las deformidades y el crecimiento, sino que evitaban que los niños llegaran a sacarse los ojos, las orejas o que se desplazara a cuatro patas como una bestia.

 

La linterna del iphone es de mucha ayuda, parecía que no

Esta tradición, a ojos de hoy (al menos los míos, que aún se ven niños semifajados sufriendo por la calle), es una forma de tortura que los niños sobrellevaban como podían y que en algún caso debió ser la causa de su muerte.
Un autor la describía así:
“Consiste en privar totalmente al niño del uso de sus miembros envolviéndole con una venda interminable hasta hacerle parecer un leño; con lo cual a veces se producen excoriaciones en la piel; la carne está oprimida casi hasta la gangrena; la circulación queda casi interrumpida; y el niño, sin la menor posibilidad de moverse. Su pechito está rodeado por una faja… se le aprieta la cabeza para darle la forma que se le ocurra a la comadrona; se le mantiene en ese estado mediante la presión debidamente ajustada…”(deMause)

Con esta técnica también se controlaban los movimientos del niño, haciéndo un ser más pasivo aún, y pudiendo manejarlo de forma más sencilla, no teniendo que estar vigilándolo. Vamos, una especie de estivilización, pero día y noche.
Se tardaba en algunos casos hasta 2 horas en fajar a un niño, y esto lograba que los adultos estuvieran más cómodos, ya que se movían menos (qué remedio), lloraban menos, dormían más, etc. Pobres criaturas.

Hoy vamos de cotillón

Uno de los aspectos del fajado de niños es que se hiciera durante tanto tiempo, y no se viera lo perjudicial que era. Quizás entendiendo el papel tan diferente de los niños en épocas pasadas sea comprensible, ya que el rol actual en el que los niños son los reyes de las casas dista mucho del papel que tenían hace tan solo 200 años, cuando la infancia era uno de los periodos más duros y tristes de la vida, no siendo si quiera un sujeto con derechos, ni un sujeto al que hubiera que proteger especialmente, por no decir que no se les otorgaba dignidad.

Lo llamaremos Old el Paso

En el siglo XVI y XVII Europa estaba llena de niños abandonados en las calles y muriendo de hambre o explotados de diversas formas, o bien no nacían por la gran cantidad de abortos, sin que muchas instituciones se encargaran de ellos.El niño como ser especial, en crecimiento, que debe ser protegido, es un concepto de las últimas décadas del siglo XX. Es así (antes ya era un “hombre” a cualquier edad, y podía trabajar por ese mismo motivo).

Lo fácil para el cuadro ha sido lo de estar quieto

El fajado en todo caso duró más tiempo, y aún en el siglo XVIII se seguían fajando niños, haciendo que los piojos y otros bichejos  camparan a sus anchas, con la ya nombrada idea de que la espalda se les deformaría si no se la mantenían recta… De esta forma, el niño se movía menos, lo que hacía que se atendiera menos. Imaginad que vuestro hijo no se moviera nunca, acabarías mirándolo poco, como aquella bicicleta estática que comprasteis y ahora es un perchero.
Rousseau en el siglo XVIII clamó a favor de la significación del niño como individuo, con características especiales (se consideraba que el niño era un adulto pequeño, y claro, no se comportaba como debía) y una de las cosas que criticó fue el uso del fajado.

Esto del fajado tiene más miga de lo que parece. Al ser el niño ahora una estructura totalmente pasiva, parecía una especie de balón de rugby, y en algunos casos lo fue de verdad. Ese fue el caso del lanzamiento del niño fajado, en este caso el hermano de Enique IV, que murió cuando se lo estaban pasando de una ventana a otra en plan “cógelo, que va!”, pero que acabó en defenestración. Dice un texto  “Uno de los gentilhombres de cámara y la nodriza  que cuidaba de él se divertían echándolo de acá para allá por el alféizar de una ventana abierta. A veces fingían que no lo tomaban, el pequeño conde de Marle cayó y se dio contra un escalón” (deMause, 1994)

Yo soy tu madre

A día de hoy se encuentran webs donde se aconsejan fajar a los niños que tienen cólico del lactante, pero claro, usan términos como “contener”, “arropar”, etc, que quedan mejor.  Incluso en algunas páginas que dan información médica lo aconsejan (mira aquí). Válgame. Todos hemos experimentado el ansia, en general de la abuelas, de ponerle una faja al ombligo del retoño, las venden en Premama y todo, cómo no va a hacerse. En alguna ocasión hasta gente más formada lo recomienda, quizás es reminiscencia aún del fajado total de los niños (algo similar a echarle la culpa de todo a los dientes, como comentamos en Mitos asociados a la erupción dentaría)

 

Aquí se ve cómo el padre se echa a la bebida porque después de la osteopatía, el método Rubio, el método Milton, la homeopatía,el reiki, el varialgil, el masaje lacrimal y el fajado el niño sigue llorando. Y la suegra, que venía para una semana, lleva ya un mes.
Ah, el Toledo Imperial ha perdido, para más INRI

Bueno, y qué hay de aquello de los niños fajados y la Pediatría actual. Pues bastante. El símbolo de la Academia Americana de Pediatría es un niño fajado, en concreto  el de los frisos del Ospitale degli Innocenti de Florencia, donde además había una piedra giratoria para abandonar a los niños sin que las religiosas vieran a los padres.

Que dicen por ahí que soy un niño en pañales, pero no
Anda que ya os vale leer tanto el Pediatrics y no dareços cuenta de que esto está en todos los artículos, y que el representado es italiano. En seguida iban a poner en España a un inmigrante.
También se ve en el logotipo de la Sociedad Chilena de Pediatría

Si quereis ver un vídeo grabado por mí donde se ven mis dotes de director, aquí os dejo cómo descubrí a los niños fajados y abandonados de Florencia, un día que me senté a descansar en un escalón (había mercadillo).Al final se ve la piedra donde dejaban a los niños

← Entrada anterior

Entrada siguiente →

5 Comments

  1. En mi opinión, y es sólo una opinión, el swaddling no imita la sensación que tiene un bebé en el útero de la madre, sino la que simplemente tendría un bebé en los brazos de su madre una vez nacido. Pero es sólo mi opinión. 🙂 gran post. Para las frikis de la historia de la medicina (o historia de la pediatría o historia de la infancia) es un placer encontrar aquí , periódicamente, temas cuanto menos curiosos, bien masticados e ingeniosamente ilustrados. 🙂

    • Hola!
      Ya sabía yo que el swaddling iba a traer cola 😉 .En la página referida hablan de que se hacía antes del siglo XVIII y les llama, a los de ahora, "fajados". Lo demás es culpa mía. Pero que el anglicismo no nos impida ver el bosque.
      Me encanta tu blog, tenía que decírtelo.

    • Uuuuuuy qué honor viniendo de donde viene!!!! gracias mil. Pues seguiremos escribiendo, no? 😉

  2. Disculpa la intromisión, pero no estoy de acuerdo con la comparación de los métodos de fajado que se utilizaban antes con el swaddling que se recomienda ahora. Yo lo he utilizado con mi bebé, que nació en EEUU y en el hospital nos enseñaron a envolverlo para que durmiera mejor. No consiste en impedir sus movimientos, sino en imitar la sensación que tenía en el útero de la madre. Se le ponen los bracitos sobre el pecho y se le recogen las piernas, curvándole un poco la espalda. Esto reduce los despertares de los bebés por los espasmos que les dan los primeros meses, y que les hace sobresaltarse. Se recomienda hacerlo sólo cuando el bebé va a dormir, no tenerlo todo el día envuelto de esa manera.
    Y funciona. Mi bebé estaba muy nervioso a la hora de dormir las primeras semanas, era envolverlo de esa manera y caía dormido en 2 minutos. Tras las tomas nocturnas ya podía envolverlo mucho más suelto porque ya estaba profundamente dormido. También es una buena técnica para abrigarlo sin dejarle las mantas sueltas sobre él, con las que hay más riesgo de Muerte Súbita.
    Al menos esa es la información que me dieron a mi, y con la que me convencieron para seguir haciéndolo en casa, una vez nos dieron el alta, y yo lo recomiendo. De hecho, desde que aprendió a darse la vuelta él solo hace ya algunos meses, ya no pude seguir envolviéndolo y se despierta cada 2-3 horas por las noches, cuando antes dormía hasta 6.
    Perdón por el rollo, solo quería informar de que la técnica no se parece mucho 🙂
    Un saludo

  3. Anónimo

    Muy buena entrada y gran trabajo.
    Lo cierto es que yo he visto hace poco un vídeo de un pediatra americano explicando como envolver al niño porque le da seguridad. Se quedan como un leño ciertamente. Pobrecicos!
    Blanca.

Deja un comentario ¡gracias!

A %d blogueros les gusta esto: