Frío «siberiano» e imbéciles: a propósito de algún caso

 

En estos días se ven cosas muy raras. Bueno, siempre se ven cosas raras, pero en ocasiones parece que se ha abierto la puerta de otra dimensión y nadie la ha cerrado.
Asistimos al próximo premio Pulitzer de periodismo ante noticias como que hace frío en invierno y calor en verano, y si no lo hace, pues también es noticia. En las últimas semanas, en España al menos, lo que venía siendo el Invierno ahora se llama «ola de frío siberiano». Como lo oyes. En Granada, la gente decía, «hace frío porque baja el viento de la Sierra». Aco..alucinante.Y yo en Jaén de niño a bajo cero todos los inviernos y sin saber que realmente estaba en Siberia.
Es en este panorama de «frío siberiano» en el que dos noticias me han llamado la atención. En una, en un colegio de Ucrania, los niños disfrutan en ropa interior correteando entre la nieve como parte de unas maniobras para que no se pongan malos, y los padres están contentos (¿será que el frío siberiano allí es el frío normal?No mireis la wikipedia, ya os digo que Ucrania no está cerca de Siberia)

Contentos y con 3 mangas y un chaquetón, eso sí. Una madre que aún tiene algo de lucidez dice que ella de pequeña no lo haría, pero como su hijo lo pide, pues nada. Espero que haya servicios sociales en esa zona de Ucrania, y que la falta de frío y de humanidad de esos padres no se deba a la radiación de la zona, que sería la única excusa. Esto último es en modo ironía-on. No os perdáis a las jacas-pacas de las profesoras con el bikini de los años 80 bailando y restregándose la nieve. Digno de un video clip de Sara Montiel. Y a los espectadores de fondo, todos con gorros y con aspecto de estar viviendo algo extraordinario. Quitando que estos métodos de sauna-frío se hacen en los países nórdicos, quizás no esté demasiado recomendado en niños, amén de los guacharrazos que tienen que darse corriendo por superficies resbaladizas.
La que sale como Pediatra tuvo que sacar un mal número en el MIR si acabó así, pero esto es opinión mía. Visto que está refrendado por una pediatra (lo que en la tele equivale a que es Verdad), no sé por qué hay quejas en algunas comunidades españolas porque no hay calefacción en las aulas, ¡es la famosa y reputadísima educación soviética!; si es que nuestros gobernantes lo hacen todo por nosotros, pero no lo explican bien («todo por el pueblo pero sin el pueblo», como diría mi paisano). Lo que de verdad creo que hay que investigar es el futuro de Dima, el niño morsa. Espero que allí no existan programas con juanesymedios ni bertinosbornes, por su bien.
Pero el problema es que esta noticia ha pasado como una anécdota divertida en la mayoría de informativos, los mismos que días antes ponían este otro vídeo

en el que se ve a un niño, supuestamente en Nueva York, obligado a corren en calzoncillos a temperatura bajo cero, mientras las personas que pusieron el espermatozoide y el óvulo (porque la palabra padres les queda grande), lo grababan y no hacen caso al llanto y a la queja del niño, que lo está pasando mal. Aquí si espero que los servicios sociales hagan algo, ya que lo que a mí me gustaría que pasara, como a otras personas, creo que no es legal (aunque tendría que mirar si la tortura es delito en ese estado, que los americanos tienen leyes diferentes según las zonas).
Como vemos, dos formas de enfrentar a los niños al frío, 2 formas de entender la noticia, en ambas criaturas en las que sus «padres» creen que hacen lo mejor por ellos. Me tenía que haber metido a psiquiatra, creo que tiene más futuro.

Esta noche me tapo con la bata-manta, que hace frío.

← Entrada anterior

Entrada siguiente →

3 Comentarios

  1. Anónimo

    esta todo muy razonado pero no he visto el video del niño y hace un frio de cojones aunque no sea n y.

  2. Hola Samuel! Gracias por pasarte. Eso que cuentas es épico, pero tristemente real. La sal y el cloruro sódico no son lo mismo para un periodista, que es el que informa a miles de personas. Cuando hablan de un tema que desconoces, a saber las tonterías que nos cuentan. Un abrazo!

  3. Para mí el colmo de la tontería periodísitica del frío invernal fué esta:

    "ahora mismo están echando sal y un producto químico llamado cloruro sódico para deshacer el hielo". Toma ya.

Deja un comentario ¡gracias!